Federer establece marca como número uno

0
378

SHANGHAI. Roger Federer continúa haciendo historia. Este jueves venció a Stanislas Wawrinka en los octavos de final del Masters 1000 de Shanghai y se aseguró estar al frente del ranking de la ATP por 300 semanas. Además consiguió su triunfo 870 e igualó al estadounidense Andre Agassi en el quinto puesto de una lista que lidera el también norteamericano Jimmy Connors con 1243 victorias.

El suizo, no obstante, antes sufrió bastante. Quizá más de lo pensado. Estuvo a muy poco de quedar contra las cuerdas, pero pudo salir a flote y terminó cerrando el duelo con pura determinación. Finalmente, luego de casi dos horas de juego, fue festejo ante Stanistas Wawrinka por 4-6, 7-6 (4) y 6-0. ¿Fue festejo? Poco. La celebración de Roger pareció más bien de un partido común y silvestre y no de uno que quedará grabado en los libros.

Quizá la poca efusividad de Federer tuvo que ver con lo mostrado en cancha. El número uno del mundo no tuvo un buen comienzo ante su compatriota y amigo. Muchos errores no forzados (10) y poca cantidad de tiros ganadores (2) hicieron que el primer set quedara a merced de Wawrinka, que llegaba al duelo con un duro 1-11 en los antecedentes entre sí.

Aún sin levantar del todo su nivel, Roger se fue metiendo de a poco en el choque, a medida de que su rival le fue dando cada vez más chances. Wawrinka comenzó a errar más y bajó la efectividad en su servicio, dos situaciones que el máximo favorito del certamen supo aprovechar. No obstante, Federer antes tuvo que salir de un difícil escenario con su saque con el 4-4 y break-point.

La jerarquía del N° 1 apareció en escena en esplendor. Salvó el punto de quiebre y también siguió con buen ritmo en los siguientes games hasta llegar al tie-break, en el que se vio claramente lo difícil que se le hizo cerrar el partido a Wawrinka. Fue 7-4 en la muerte súbita, y aire para un Federer que llevó el duelo a un tercer y definitivo parcial.

Y ahí se acabó la historia, porque en el último set sólo hubo un jugador en cancha. No es que Roger se haya convertido en una aplanadora, aunque sí estuvo más fino en sus golpes, sino que Wawrinka desapareció por completo. Fue una sombra con relación al inicio y apenas consiguió cinco puntos en los siguientes seis games. El desenlace, sin dudas, hizo que el duelo finalizara con una sensación de partido deslucido.

Pero lo cierto es que Federer sumó un nuevo triunfo y quedó a apenas cinco victorias del estadounidense John McEnroe, el cuarto más ganador en la historia con 875. Más arriba, en el podio, se encuentran Connors (1243), Ivan Lendl (1071) y el argentino Guillermo Vilas (923).

De yapa confirmó su condición de número uno y alcanzó la escalofriante marca de 300 semanas al mando del ranking, record que va agrandando día a día. Sólo le resta dar caza de la alemana Steffi Graf y la norteamericana Martina Navratilova, quienes lo superan en la marca con 377 y 331 semanas, respectivamente.

Y va por más, claro. Su próxima estación será el croata Marin Cilic, décimo favorito, quien dejó en el camino al español Fernando Verdasco por 4-6, 6-1 y 6-4.

DJOKOVIC Y MURRAY TRIUNFAN

SHANGHAI. El serbio Novak Djokovic, segundo favorito, y el británico Andy Murray, tercer cabeza de serie, no tuvieron inconvenientes para imponerse al español Feliciano López y al ucraniano Alex Dolgopolov, respectivamente, por los octavos de final del Masters 1000 de Shanghai, que se juega sobre canchas duras y reparte 3,351,600 dólares en premios. También ganaron el checo Tomas Berdych (4°) y el francés Jo-Wilfried Tsonga (5°).

Djokovic, quien viene de conseguir en Pekín su cuarto título del año, necesitó una hora y ocho minutos para dejar en el camino por 6-3 y 6-3 a Feliciano López, de buen rendimiento por la gira asiática.

Con 12 aces y una efectividad del 67%, el serbio hizo base en su servicio -apenas perdió siete puntos en todo el partido- para sacar una luz de ventaja ante el español, al que le quebró en tres ocasiones (sobre siete oportunidades) para alzarse con el pase a los cuartos de final.

En la próxima ronda Djokovic, quien este jueves logró su victoria 67 en el año, será el ganador del duelo que protagonizarán el serbio Janko Tipsarevic, sexto cabeza de serie, y el alemán Tommy Haas.

Una historia similar vivió Andy Murray ante Alexandr Dolgopolov, al que venció por 6-2 y 6-2 en apenas 57 minutos de acción. El británico, de esta manera, ganó en cancha su primer partido en el certamen, dado que salió adelantado desde la segunda ronda por su condición de favorito y luego avanzó por la no presentación del alemán Florian Mayer.

El escocés, campeón en Shanghai en 2010 y 2011, se mostró firme en todas las facetas del juego y decididamente punzante, ya que quebró a su rival en cinco ocasiones. El ucraniano, cabe destacar, estuvo algo errático y, con la habitual desfachatez de su juego, tomando algunas decisiones desacertadas en momentos clave del duelo.

En la próxima ronda Murray, quien comenzó su gira en Asia con una semifinal en Tokio, se enfrentará con el checo Radek Stepanek, quien, tras bajar en segunda ronda al francés Gasquet (11°), ahora ajustició al estadounidense John Isner (8°) por 6-4, 6-7 (5) y 6-3.

Por su parte, el checo Tomas Berdych (4°) luchó al máximo y dio un pasito más hacia la Copa Masters al vencer al norteamericano Sam Querrey por 6-2, 6-7 (3) y 6-4 y en cuartos de final se verá las caras ante el francés Jo-Wilfried Tsonga (5°), otro que se acercó hacia Londres al derrota al chipriota Marcos Baghdatis por 6-2 y 7-6 (2).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí